Por qué la ciencia dice que el ácido hialurónico es el Santo Grial para una hidratación juvenil y sin arrugas (Parte 2)

Por qué la ciencia dice que el ácido hialurónico es el Santo Grial para una hidratación juvenil y sin arrugas (Parte 2)

Descubre los secretos del ácido hialurónico: tu aliado para una piel radiante y joven. Si te interesas por el cuidado de la piel, seguramente has escuchado hablar del ácido hialurónico y sus increíbles beneficios. Pero, ¿sabías que no todos los ácidos hialurónicos son iguales? En este artículo, te invitamos a sumergirte en el fascinante mundo de este ingrediente mágico. Aprenderás sobre su concentración, peso molecular y cómo elegir el más adecuado para ti. Además, te revelaremos estudios recientes que nos han permitido descubrir el tipo ideal de ácido hialurónico y cómo aprovechar al máximo sus propiedades hidratantes, su capacidad para reducir arrugas y su impacto en la cicatrización de heridas. ¡Prepárate para desvelar los secretos de una piel radiante y juvenil con la ayuda del ácido hialurónico!

Efectos secundarios del Ácido Hialurónico:

Es importante tener en cuenta que, al formular tus propios productos o al comprar productos que contengan ácido hialurónico, se recomienda mantener la concentración de AH por debajo del 2 por ciento. ¿Por qué? Un bajo peso molecular de AH de 5 kDa tiene la capacidad de penetrar la piel, lo que significa que puede transportar otros ingredientes no deseados, productos químicos y bacterias más profundamente en la piel. Esto puede ser problemático si tienes la piel comprometida. Afortunadamente, el AH en sí tiende a no causar reacciones alérgicas, ya que nuestro cuerpo también lo produce de forma natural.

Es importante tener en cuenta que existen diferentes variedades de ácido hialurónico, y algunas de ellas pueden tener efectos secundarios controvertidos. Por ejemplo, niveles elevados de AH se han relacionado con enfermedades inflamatorias de la piel, como la psoriasis. Además, un estudio descubrió que la aplicación de AH ralentizó el proceso de cicatrización de heridas en comparación con la glicerina pura. Esto puede deberse a la concentración y al peso molecular del ácido hialurónico utilizado.

Hay un tipo de Ácido Hialurónico ideal y la ciencia lo ha encontrado

Los beneficios del ácido hialurónico para la piel tienen que ver con su peso molecular y concentración. ¡Aquí es donde el tamaño importa! El peso molecular se refiere a la masa o al tamaño de la molécula de AH, y se mide en unidades de masa atómica unificadas (daltons), o kDa en resumen.

Según estudios recientes, el ácido hialurónico con un peso molecular de entre 50 y 1,000 kDa es el más beneficioso para la piel, siendo el de alrededor de 130 kDa el más eficaz. Cualquier peso molecular más alto no marcará una gran diferencia, mientras que uno más bajo puede causar inflamación.

¿Cómo se obtuvo este número? Los estudios muestran un patrón consistente. Un estudio exhaustivo evaluó diferentes pesos moleculares de AH, incluyendo 50, 130, 300, 800 y 2,000 kDa. Después de un mes, descubrieron que el tratamiento con AH de 130 kDa fue el más efectivo, aumentando la elasticidad de la piel en un 20 por ciento. Los grupos de 50 y 130 kDa también mostraron una mejora significativa en la profundidad de las arrugas y la rugosidad de la piel después de 60 días. Los demás pesos moleculares también mejoraron la elasticidad e hidratación de la piel, aunque en menor medida.

Otro factor importante a tener en cuenta es el diámetro del ácido hialurónico, ya que esto determina su capacidad para penetrar en la piel. Un estudio reciente investigó la eficacia de un ácido hialurónico nanomolecular de bajo peso en forma tópica y encontró que las sustancias más pequeñas, con un peso molecular inferior a 500 kDa, lograron:

  • Cambiar la profundidad de las arrugas.
  • Aumentar la hidratación.
  • Mejorar la elasticidad alrededor de los ojos.
  • Absorberse mejor en la piel.

En cambio, las moléculas más grandes, con un peso molecular superior a 500 kDa, tuvieron más dificultades para atravesar la barrera cutánea.

Conclusión:

El ácido hialurónico es verdaderamente un ingrediente mágico cuando se trata de hidratación y cuidado de la piel. Su capacidad para retener la humedad, mejorar la apariencia de arrugas y promover la cicatrización de heridas lo convierten en un verdadero santo grial para una piel radiante y juvenil.

Recuerda tener en cuenta el peso molecular y la concentración del ácido hialurónico al elegir tus productos. Consulta a expertos en cosmética para obtener recomendaciones específicas y disfruta de los beneficios del ácido hialurónico en tu rutina de cuidado de la piel. ¡Tu piel te lo agradecerá!

Back to blog

Descubre nuestros suplementos naturales